5 puntos a tener en cuenta cuando vaya a comprar mobiliario de oficina

CARPETA 1

Elegir no es fácil, y más si de muebles estamos hablando, pues ante la desmedida variedad presente en el mercado, terminamos muchas veces confundidos, saturados y con exceso de ofertas para elegir el material mobiliario adecuado para nuestra oficina o empresa.

Pecamos por inocentes enfocándonos sólo en conseguir muebles para ocupar el espacio, ignorando detalles de calidad, funciones, necesidades y prioridades. Puede pasar también que nos dejemos llevar por la moda, el diseño y estilo, comprando muebles estéticamente agradables, pero nada cercano a lo que nuestra empresa y personal necesita. Bien dicen que de los errores se aprende, y haber tenido desaciertos pasados, nos puede aportar un poco más de experiencia para realizar acertadas elecciones. Pero como la idea es reducir el margen de error a su minino nivel, tenga en cuenta lo que NO se debe hacer al momento de comprar muebles de uso empresarial.

1. Excesivo afán para comprar.

“Del afán, queda sólo el cansancio” Totalmente cierto, por tomar con prisa la elección de los elementos mobiliarios de nuestra empresa, vamos a terminar con un cumulo de muebles inoficiosos, poco útiles y hasta innecesarios. Lo bueno toma tiempo, así que dedíquele un espacio prudencial a la elección y posterior compra.

2. Ignorar las necesidades de los empleados.

La elección de los muebles de la empresa sin duda alguna está relacionada con el gusto de la persona encargada de dicha labor. Pero ¡Ojo! Que no quede por encima el gusto individual, a las necesidades y requerimientos colectivos. Recuerde que la comodidad de sus empleados es fundamental.

3. Comprar por comprar.

No sólo son muebles para llenar un espacio. Compre material mobiliario que optimice labores, espacio y recursos. Adquiera muebles que como valor agregado enaltezcan la imagen corporativa de su empresa.

4. Pedir demasiadas opiniones.

Es importante tener en cuenta opiniones, necesidades, requerimientos de los empleados en relación a los muebles. Pero trate de generalizar y conceptualizar todos los comentarios, si trata de darle gusto puntual y personal a cada quien terminará adquiriendo exceso de elementos poco recursivos.

5. Más cantidad Menos Calidad.

Erróneamente pensamos que entre más mucho mejor y no es así. No ganamos nada comprando muebles en cantidades de baja calidad, comodidad y funciones. Recuerde que entre menos elementos más sobrio el ambiente, además aporta la seguridad de una buena inversión, contando con los muebles necesarios y requeridos por el personal y la empresa.

Evite errores, haga una buena inversión, dote su empresa y empleados con equipo mobiliario de calidad, variedad de funciones, óptimo para el buen desempeño y rendimiento laboral.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *